Imagen de Marca


Campaña ciudadana:
“cambiemos el nombre a la carcel”

Imagen de marca
Imagen de marca

 


Por Juan Claudio Edwards
MsC - Consultor de Marcas | www.wicom.cl

 

-Oye Juan Claudio, y uds., ¿dónde viven?
-En Colina…
-Ah!... (risitas pelotudas) ¿En Colina 1 o Colina 2?
-…

 

Siempre hay algún graciosito que hace el comentario; por eso muchos han optado por responder “vivo en Chicureo”, “yo, en Las Campiñas”, “Piedra Roja”… pero no hay cómo ‘sacarse el pillo’ frente a la siguiente pregunta: “¿Y eso dónde queda?” “En Colina…” “Ah! (risitas pelotudas)…” y ahí vamos de nuevo…

A través de estas líneas quiero hacerles una propuesta e invitarlos a algo que está muy de moda: una Campaña Ciudadana. Y ésta es para cambiarles el nombre a las cárceles que están en nuestra comuna.


Muchos dirán que lo mejor es cambiar las cárceles de lugar (nadie quiere tener cárceles en su ‘patio trasero’) y otros, que cambiemos el nombre de la Comuna… Claro, todas son alternativas posibles, pero sin duda algunas mejores que otras y otras mucho más difíciles de lograr… Partamos entonces con algo más simple: cambiarles el nombre a las cárceles.

 

Piénsenlo unos minutos: ¿qué pasaría si por esas cosas de la vida, a algún prócer se le ocurriera poner una cárcel en la Comuna de Vitacura?... ¿se llamaría “Cárcel Vitacura”? ¡Ja!... me río de sólo pensar la batahola que quedaría con los vecinos!

 

Intenté buscar quién es el responsable de ponerle los nombres a las cárceles (sean estas CPP, CPF, CDP o CP), pero no lo encontré en las páginas de Gendarmería, de los Tribunales, así como tampoco en la del Ministerio del Interior. Pero obviamente hay “alguien” que les pone esos nombres. Por ejemplo, “alguien” decidió que el Anexo Penitenciario ubicado en la comuna de Santiago (Avda. Pedro Montt 1853), se llame “Pedro Yáber” y no “Anexo Santiago”.

 

Los nombres, amigos míos (así como las marcas), tienen una carga importante en nuestras vidas. Un ejemplo: si el día de mañana Alexis Sánchez tiene un hijo y le pone su mismo nombre (Alexis), más vale que el niño sea bueno para la pelota, o si no lo va a pasar muy mal… Lo mismo pasa con los lugares; a veces se ‘cuelgan’ de un buen nombre para tener una buena imagen (ejemplos hay muchos: Costa Cachagua está más cerca de Laguna que de Cachagua, Las Brisas de Chicureo está en Avda. Lo Arcaya, a varios kilómetros de Avda Chicureo, etc). Esto siempre ha sido así y me parece bien… Pero lo que nunca he visto es que una comuna acepte -sin chistar- que se le ponga su nombre a un lugar “no tan deseable”…

 

Si les hace sentido esta propuesta, invito a todos los colinanos a hacer suya esta Campaña Ciudadana: hablemos con el Alcalde (que seguro estará de acuerdo con la iniciativa), con los concejales, con los ministerios, gendarmería o quien sea…levantemos nuestra voz (un poquito, tampoco se trata de que hagamos barricadas ni nada por el estilo) y cambiémosle el nombre las cárceles que están en nuestra comuna (ya es suficiente con que estén acá). ¿Qué nombre se le pondrá? No lo sé, que lo decidan los responsables, pero que busquen otro que no nos siga estigmatizando como Comuna. ¡Colina no se lo merece!

 

Si estás de acuerdo, compártelo en tus redes sociales, háblalo con tus vecinos y movámonos! VDS



Portada
NoticiasVds

© 2017 Revista Valles del Sol es editada por Comunicando Ltda.