> Slide

VDS Chicureo

¿Cómo influyen los colores en la ropa de los niños?

Por lo general, los padres son quienes deciden qué ropa y color les gusta más para sus hijos. Esto lo hacen sin saber muy bien cómo les puede afectar utilizar prendas de ciertas tonalidades. Por esto, antes de elegir la ropa, es importante conocer lo que les transmiten. Desde Limonada, explican el significado de los colores más utilizados en las prendas de los pequeños.

El color de la ropa es un estímulo importante para los niños durante su crecimiento, así lo afirman diversos estudios que vinculan los colores al desarrollo de su personalidad. Estos pueden generar diversas emociones e influir en su carácter y comportamiento, como, por ejemplo: energía, inspiración, calma, aumentar la ansiedad y la tensión, paz, disminuir o aumentar la agresividad, ayudar a conciliar el sueño, mejorar la concentración o estimular la memoria, entre otros.

Comúnmente se asocian los colores vivos a la alegría y los colores oscuros a la tristeza, pero el significado es diferente para cada niño, y está determinado por las experiencias de vida. Por esto, es probable que ciertas tonalidades les recuerden a un momento triste o alegre, sin embargo, su significado también se asocia a temas culturales.

En la misma línea, Valentina Valverde, Design Manager de Limonada, asegura que “vestir a los niños de un color determinado ayuda a fomentar ciertas actitudes o estados de ánimos, y así cuando sean más grandes puedan asociar esos tonos a sentimientos o recuerdos que tenían cuando eran más pequeños”.

Estos serían algunos de los significados básicos de los colores, que, si se usan a favor de los niños, podrán fomentar ciertos comportamientos y reforzar actitudes positivas en su desarrollo:

  • Azul / Blanco: Tranquilizan y transmiten una sensación de calma, paz y serenidad.
  • Rojo: Es el color que estimula a la acción y ayuda a los niños a generar energía, da vitalidad y combate la depresión.
  • Amarillo: Es un color muy positivo, muy activo y estimulante. Despierta la actividad mental.
  • Verde: Es el color del optimismo y transmite mucho entusiasmo. Les da equilibrio, tranquilidad y fomenta la armonía.
  • Naranjo: Inspira alegría y felicidad.
  • Rosado: Transmite relajo y afecto.
  • Morado: Es un color que los niños asocian al mundo de la fantasía, potencia la intuición y la imaginación.
Comentar

Slide
 

Slide
 

Dejar comentario

Abrir chat
1
Escríbenos por Whatsapp
Hola! Escríbenos para resolver dudas y darte más información