> Slide

VDS Chicureo

Día mundial de la hipertensión: la salud del corazón no es sólo un tema de adultos

Especialista médico hace un llamado a prevenir la hipertensión de forma oportuna. En Chile la prevalencia de hipertensión en niños es de alrededor del 3,5%1, una cifra que puede ir aumentando progresivamente con la edad.

El diagnóstico de presión arterial alta o hipertensión, a menudo se asocia con la vejez. Sin embargo, de acuerdo a un estudio publicado por la Sociedad Chilena de Pediatría (SOCHIPE), su prevalencia en edad pediátrica es de alrededor de un 3,5%1, lo que puede tener un serio impacto en la salud de los niños a nivel de diferentes órganos y sistemas.

La Dra. Lorena Galeotti, Directora Médica de Abbott en Chile, comenta que “la hipertensión no es solo un tema de adultos. De acuerdo a estudios de distintas sociedades médicas, puede presentarse a cualquier edad, por lo que es fundamental realizar chequeos médicos anuales desde niños”. Galeotti añade que “la medición de la presión arterial debe ser una práctica habitual en el consultorio del pediatra, ya sea en un control o durante consultas por otros motivos. Así como se mide la talla y el peso, sería una buena práctica conocer la tensión arterial.”

Debido a que la presión arterial alta no suele mostrar síntomas, por lo general no se detecta.  Datos de la Sociedad Chilena de Pediatría indican que la hipertensión puede causar más que solo mareos o sudoración. Las primeras manifestaciones en los niños suelen ser: dolor de cabeza, zumbidos en los oídos, sangrado nasal y taquicardia.1

¿Su hijo está en riesgo?

La única forma de saber con certeza si su hijo tiene presión arterial alta es mediante una prueba de detección con su médico. Si bien cualquier persona puede ser diagnosticada con presión arterial alta independientemente de la edad, el peso, la raza y otros factores, existen antecedentes que suponen mayor riesgo, según la Asociación Estadounidense del Corazón.2

Considere su historia familiar. Si alguien de su familia inmediata ha sido diagnosticado con presión arterial alta, es más probable que su hijo también tenga esta condición.

Asimismo, la Dra. Galeotti comenta que “si bien estos factores pueden estar fuera de nuestro control, existen otros que podrían ser modificables dentro del estilo de vida, tales como: la inactividad física, una dieta poco saludable, alta ingesta de sodio, el sobrepeso, problemas de sueño y estrés, entre otros.”

Consejos para cuidar la salud del corazón y prevenir la hipertensión

La Dra. Galeotti comenta 5 consejos que pueden ayudar a cuidar la salud cardiovascular de los niños y adultos:

  1. Incorpore el ejercicio como parte de una rutina: Galeotti asegura que “es importante fomentar la actividad física en los niños.  Actividades como participar en un deporte, realizar una maratón familiar, cambiar el auto por la bicicleta y dar el ejemplo, ayudarán a su hijo a incorporar el deporte como parte de la rutina habitual.”
  2. Modifique su menú: Realizar ajustes saludables en las comidas, especialmente en términos de evitar la sal y aumentar el consumo de frutas y verduras frescas, así como reducir las carnes rojas e incorporar pescados, puede tener un efecto positivo en la salud del corazón y en la disminución del riesgo de hipertensión arterial. Galeotti comenta que “es importante reducir la ingesta de comida chatarra y llenar el refrigerador de ingredientes saludables. Una forma de que la alimentación sea más interactiva e involucrar a los niños en una dieta saludable, es pedirles ayuda en la cocina y, si fuera posible, incentivar el cultivo de sus propios alimentos, aunque sea a pequeña escala.”
  3. Haga que las golosinas sean nutritivas: Comer más sano no tiene por qué significar renunciar a las golosinas por completo. Prepárelas en casa y reemplace ingredientes para hacerlas más nutritivas. Prefiera productos altos en proteínas, como por ejemplo huevos, así como frutos de estación y harinas integrales, entre otros.
  4. Ayude a sus hijos a aliviar el estrés:En este sentido, la Dra. Galeotti comenta que “se debe asegurar que el niño duerma lo suficiente y limitar el tiempo de acceso a la tecnología. En lugar de mirar una pantalla, se pueden incorporar actividades que ayuden a reducir el estrés, tales como leer un libro, dibujar, colorear o incentivar juegos que estimulen la creatividad.
  5. Realice chequeos médicos con regularidad:La Dra. Galeotti comenta que “es importante recordar que generalmente la presión arterial alta no presenta síntomas, por lo que es fundamental realizar controles médicos permanentes (control del niño sano), que incluya un buen interrogatorio y un examen físico completo.  Esto permite un diagnóstico temprano y, de esta forma, la identificación de medidas preventivas que ayuden a mejorar la calidad de vida.”

Actualmente, más niños de lo que se creía pueden estar enfrentando presión arterial alta. Sin embargo, gracias a las nuevas pautas y tablas de detección, más familias con niños con esta condición pueden buscar tratamiento y medidas preventivas.

Centrarse en los controles de rutina y sentar las bases para hábitos saludables de por vida, puede ayudar a su hijo a evitar la presión arterial alta en la edad adulta.

Referencias:

  1. Hipertensión arterial en la infancia – Sociedad Chilena de Pediatría
  2. Conozca los factores de riesgo para la presión arterial alta – Asociación Estadounidense del Corazón
Comentar

Slide
 

Slide
 

Dejar comentario

Abrir chat
1
Escríbenos por Whatsapp
Hola! Escríbenos para resolver dudas y darte más información