> Slide

VDS Chicureo

Riesgo de daño a la piel por rayos uv se mantiene con o sin nubes

La especialista y académica de la Facultad de Medicina de la Universidad Católica del Maule, Dra. Diana Yanine, aclaró que, con la alta o baja temperatura, con o sin nubes se mantiene el riesgo a la piel.

“Hay que dejar claro que los días nublados y no tan calurosos, también está el riesgo de daños a la piel producto de los rayos UV”, advirtió la Dra. Diana Yanine, dermatóloga y académica de la Facultad de Medicina de la Universidad Católica del Maule (UCM), ante el evento de altas temperaturas que se presenta en el país por estos días.

“En verano la radiación UV es más directa y además por el cambio climático tenemos altas temperaturas y mayor exposición solar”, continuó la dermatóloga de la UCM.

Los efectos negativos para la salud de las personas por los rayos UV, son diversos y uno de los más peligrosos es la exposición directa del solar. Como consecuencia, el cáncer de piel es un crecimiento anormal de las células de la piel que, normalmente, se presenta en lugares que tienen mayor contacto con la radiación solar, pero también puede ocurrir en zonas de piel que no la reciben los rayos tan directamente.

“También es importante observar los cambios en nuestra piel, el auto examen que permita detectar a tiempo cambios en los lunares, sobre todo si estos son de reciente aparición y crecimiento progresivo, irregular, oscuro”, detalló la doctora Diana Yanine.

En ese sentido, la académica de la Facultad de Medicina UCM, afirmó que deben tener mayor resguardo sobre el cuidado de la piel los menores de 18 años. “Es vital enseñarles a cuidarse de la exposición permanente a radiación, que produce daño acumulativo”, afirmó la doctora Yanine.

“El DNA de la célula epidérmica sufre daño progresivo, acumulativo e irreversible, que predispone al cáncer de piel”, puntualizó la Dra. Diana Yanine.

Cuidados de la piel

Se debe evitar tomar sol o exponerse a él entre las 10 hrs y las 17 hrs.

Aplicar filtro solar (al menos de factor 30) cada 3 hrs. ya que su efecto desaparece después de ese tiempo y aplicar nuevamente después de salir del agua.

Utilizar ropa adecuada, ya que la ropa no protege totalmente y deja pasar los rayos de sol. Usar sombreros, gorros y gafas.

En niños y especialmente los recién nacidos, las precauciones son indispensables. “No aplicar protector solar hasta después de los seis meses, y luego asegurar que sean filtros especialmente formulados para ellos.

Comentar

Slide REVISTA DIGITAL
 

Slide
 

Dejar comentario